31 de enero de 2011

Paisaje para una novela 6

Una azotea en Miami.

Siempre escapándonos. Siempre buscando nuestro lugar. Que no se enteren mis padres. Que no nos vea mi hermano. Y ahora él.

Tu y yo por las azoteas. Como niños.


( A escondidas. Walter René García)*



(*)Título y autor fictícios

30 de enero de 2011

Paisaje para una novela 5

Paisaje de Calatrava


Empezó en su infancia. El sueño siempre era el mismo: moría e iba al cielo en bicicleta.

En el cielo de los ciclistas no había cuestas y los pedales giraban sin necesidad de hacer esfuerzo alguno.

En el cielo de los ciclistas no había nadie.


(Dopamine. Girolamo Dutour)*




(*)Texto y autor fictícios

27 de enero de 2011

Paisaje para una novela 4

Teatro de María Antonieta.

Acto tercero: Tras varios años de ausencia, Louis Daniel viaja a Francia con la intención de buscar una esposa cuya fortuna esté a la altura de sus títulos de nobleza.

- Perdón madame por entrar en vuestro jardín como un ladrón. Al no encontrar mas que una vieja puerta condenada, he saltado la verja. Soy Louis Daniel Moyenvic, Principe D´Arlange y vengo a pedir vuestra mano.


( Le prince voleur. Arsene Lapique)*



(*)Título y autor fictícios

26 de enero de 2011

Paisaje para una novela 3

Tokio

El Narita Express me dejó en la enorme estación de Sinjuku. Con las explicaciones de Tomoko no me fue dificil encontrar el edificio. Mas dificil fue dar con su apartamento.


(Metrópólica. Yoko Tanizaki)*







(*) Título y autor fictícios.

25 de enero de 2011

Paisaje para una novela 2

Ovni de Calatrava

En la decimonovena noche del primer ciclo atmosférico, la nave catedral se posó en la Puerta de Arcadia levantando una leve brisa.

Nada volvería a ser igual en aquel rincón del Universo.


(Opera. Rita D. Falla)*



(*)Título y autor fictícios

24 de enero de 2011

Paisaje para una novela

Un bar de mala nota a las afueras de Santa Clara

- Yo se bien que el coco que tu tienes con ella no es de ahora.

- Pero si Aidée solo entró a saludar como cada mañana.

- No me digas que no, Rubén, que te vi pegándole el cuero.

- Pero, qué cuero...

- No nací yo pa tarrua, ¿me oiste? Si te vuelvo a ver junto a esa cabra le doy guiso.


(La jíbara. Hugo Montecillo)*



*Título y autor ficticios.

22 de enero de 2011

Entresijos

Y algunas gallinejas.

Gallináceas, esqueletos… algunos pasillos del C.S.A. La Tabacalera parecen el tren de la bruja. También alguna de las construcciones del patio tienen esa estética de la atración de feria. Tiene el Centro su lado hip hop con pista de skateboarding y todo. Y, como no, un estupendo bar.

No tomé nada. Solo fotos. Preferí ir a alguna tasca del barrio a tomarme un vermú con una tapita típica. Algo me dijo que aquellos cocineros no dominaban el arte de los entresijos y gallinejas.










21 de enero de 2011

Cartelera

Toda la vida es cine.

El domingo pasado, tomé el aperitivo en un bar de Lavapiés. Llamó mi atención que casi todos los clientes fuéramos españoles en un barrio en el que las calles están llenas de chinos, magrebies y negros africanos.

En el bar, teintañeras tatuadas, cuarentañeros con pendiente y parejas con bebés rastafaris.

También me sorprendieron frases como no es ejercer la prostitución por placer o bajarse cosas gratis como modo de presión (?)… Nadie dijo Messi.

Frente al bar, un Centro de Mujeres y mas allá un Centro Social (otro) muy próximo al de La Tabacalera.

Era todo tan Lavapiés que creí que ya había caído, una vez mas, en medio de un rodaje.

Pero no, me dije, en una peli los pueblos y las razas se hermanarían en el bar alrededor de unas cañas.

Este cartel de cine lo fotografié en el C.S.A. la Tabacalera. La foto no es buena (está en un sótano) pero ¿a que el cartel si?

El tiempo es tu verdugo

Arte o decoración.

No creo que el artista tenga la edad suficiente para comprender lo acertado de su frase.

Claro que es posible que el no se refiera al deterioro físico que nos trae la edad. Quizá habla de la prisa, de la falta de tiempo que nos angustia. Quizá de lo efímero de las modas. Quizá del arte que no es tal y se desvanece en el tiempo.




































Imagenes tomadas en el C. S. A. La Tabacalera

19 de enero de 2011

Molino Rojo

Aquí no actúa la Kidman.
A finales del año pasado me acerqué a Barcelona a ver El Molino, el viejo teatro recientemente renovado. El edificio lo han vaciado y han sustituido las butacas por mesas donde cenar o tomar una copa, convirtiendo el teatrito en un cabaret. El espectáculo es lo que yo llamo cutre pero no. Lo peor que se puede ser.
Pongo un ejemplo: en un escenario mínimo donde el ballet dificilmente puede ser de mas de 5 chicas (o 5 boys), las coreografías son necesariamente limitadas. Puesto el culo en la gotera, mejor aquel Molino en el que solo cabían 4 chicas porque estaban mas gordas y no importaba el espacio porque tampoco sabían bailar.
Lo único salvable: la Teremoto de Alcorcón.

Muy bien, otra vez mas, por Barcelona que recupera una sala mítica del Paralelo.
El Molino Rojo de Madrid, que lo hubo, se destruyó en la mejor tradición capitalina.
Todavía me acuerdo de su repetidísimo anuncio de la radio:
-Felipe, ¿dónde te metes?
-En la calle Tribulete
-¿Es que te vas con la panda?
-¡Amos, anda! ¡Ojo!,que voy al Molino Rojo

Allí donde estuvo el cabaret madrileño, en pleno Lavapiés, levantaron un edificio para la UNED que se une a la recuperación de las ruinas de las Escuelas Pías. Me gusta el edificio con una magnífica escalera y una terraza-restaurante en la azotea, animadísima en verano.
Ahí al lado está La Tabacalera, el Centro Social del que te vengo hablando. En uno de sus patios está este nuevo Molino Rojo de las fotos al que espero asistir algún día.


18 de enero de 2011

El espejo del alma

A alguien no le gusta su cara.

Un espejo pinturrajeado de esta manera me hace pensar en Blanche Dubois intentando tapar la imagen que le devuelve el espejo y que ya no es la suya. O lo que es peor en un Dorian Gray que prefiere no ver el efecto de sus actos en su alma.
Seguramente el artista del pinturrajeado espejo es demasiado jóven para pensar como Blanche y un alma cándida muy alejada del malvado Dorian. Ahora que, guapo, no es.







Servicios del Centro Social Atogestionado de Lavapiés.

17 de enero de 2011

Underground

El término underground como calificativo de un tipo de cultura está pasado de moda.
Al menos de modo general, hoy hablamos mas de cultura alternativa o marginal. Y yo me alegro de que por una vez se use un término en español.
Si he utilizado underground como título de esta entrada ha sido solo para hacerte creer que seguía sin controlar la patológica afición al transporte suburbano de la que vengo haciendo gala en las últimas entradas. Una pequeña maldad.
Estas fotos están tomadas en el nuevo Centro Social Autogestionado que se ha montado en la antígüa fábrica de Tabacalera en Lavapiés (Madrid). Un espacio muy interesante al que tengo que volver. Primeras impresiones de una corta visita en una bonita mañana de domingo.



12 de enero de 2011

Mundo subterráneo

Prefiero morir asesinado en el metro de Nueva York que sin libertad en Moscú.( Felipe González)
Yo viajé en el metro de aquel Nueva York en el que te arreglabas el aspecto del cadáver en el espejo del hotel antes de salir cada noche, por si acaso. Curiosamente no tengo fotos del metro neoyorquino. Aunque no se de que me extraño porque ni siquiera hice fotos del de Moscú, tan espectacular. Según me da.
Sin embargo tengo tantas del metro de Tokio que podría hacer una película.
Del metro de Berlín recuerdo la tapicería. También que quisieron multar mi ignorancia en el uso del billete pero me salió Madrid y les dije que nones, que se parece a nein, para que lo entendieran.
Odio no haber podido bajar al metro en Buenos Aires. Sobre todo después de ver Plata quemada.
En Rio si que hice un breve recorrido y curiosamente me recordó al de Estocolmo con los túneles en roca aparente.
Me llamó la atención un proyecto interesante para transformar en calefacción para un edificio las calorías emitidas por los pasajeros del metro de Paris.
Paris y Londres merecerían un capítulo aparte pero, no me preguntes por qué, no tengo mas que un par de fotos del metro de Paris y otras dos del de Londres: una del Underground y otra del del Overground.
No conozco la nueva linea sin conductor que han inaugurado recientemente en Barcelona pero si la de Copenhague que tomé el invierno pasado en el aeropuerto. Parece ser que esa es la tendencia del futuro y que pronto lo tendrán en Bilbao (me encanta el que les hizo Foster)
Estoy muy flojo en metro autonómico: no conozco ni el de Sevilla ni el de Valencia. El de Málaga debe estar a punto de inaugurarse. ¿Habrá alguno mas?

Hoy ya ha visto uno mucho metro pero recuerdo cómo me impresionaron en su momento algunos de ellos: el BART de San Francisco cuando era un hito mundial en los transportes o el metro de Montreal: la famosa ciudad subterránea tan útil en esos climas de grandes nevadas. Y el de México que a principio de los 80 me pareció tan moderno en comparación con los europeos. Nunca olvidaré a aquel chico que me quiso vender una máquina de coser en el vagón.

-¿Qué te ha hecho pensar que yo he venido a México a comprar algo así?
-Tus ojos, me dijo el tío.








1/2/3:Tokio. 4/5:Berlín. 6/7:Estocolmo. 8/9:París. 10/11:Londres. 12/13: Copenhague.

11 de enero de 2011

Cultura underground

El metro fue en la adolescencia mi acceso al la cultura.
El metro me llevaba al centro, al cine de estreno, a los 40 principales, a los grandes almacenes, a los museos, a las discotecas, a Espasa Calpe y otros vicios que no pienso mencionar.
Lo mas cerca que nunca estuve de pertenecer al mundo del cine fue con un guión que transcurría en el metro.
De todos mis delirios plástico-artísticos hay una serie que aprecio especialmente que está basada en billetes de metro.
Y sobre todo: se podría decir que gracias al metro hoy soy el editor jefe de este blog. ¿Habría llegado tan lejos sin el metro?


7 de enero de 2011

El metro

The tube lo llaman los ingleses y a mi me parece muy acertado.
Yo veo el metro como un gran tubo de ensayo donde se dan las mezclas mas extrañas de edad, sexo, origen y clase social.
¿Dónde voy yo a escuchar una conversación entre inmigrantes? ¿Dónde escuchar la jerga de los adolescentes? Me refiero a los de verdad no a Física o Química ni a esos programas donde los extranjeros cantan un Soy inmigrante mas falso que el Soy minero de Molina.
Me gusta el metro. Me entretiene mucho. Supongo que los que se pasan cada día una hora dentro en hora punta no le verán la gracia, pero no es mi caso.
Me pregunto si seré underground.


5 de enero de 2011

Mayores

Hay señores mayores vocacionales.
Yo he conocido un señor mayor de 20 años. Fumaba puros, iba a los toros y arqueaba peligrosamente la columna para hacer creer que tenía barriga.
Una amiga que se queja de no conseguir que los taxistas le llamen de usted, tiene una hija de 12 años a la que los mismos taxistas tratan con un respeto sobrecogedor.
Yo nunca he tenido prisa por hacerme mas mayor de lo que era. Y, por supuesto, nunca he tenido vocación de señor mayor. Pero chico, no hay forma. 2011, un año mas.