16 de octubre de 2012

Sitges en el corazón

 
Lo he pasado de miedo
El viernes, cuando esperaba para entrar a ver Dragón, ocurrió algo fantástico: me convertí en Naomi Watts protagonizando Lo imposible 2. La calle se convirtió en un río en unos segundos, los paraguas no podían con tanta agua junta y cuando, aferrados a ellos, defendíamos nuestro puesto en la cola dispuestos a morir si era preciso, abrieron la puerta de la sala. Mereció la pena. Dragón es un maravilloso cuento chino que no debes perderte si llega a los circuitos comerciales.
Esa misma noche se celebraba el Zombie walk, este año, under water.
El sábado me regaló un sol espléndido que terminó de secar mis únicos y húmedos zapatos. Seco, uno es otro y así, hasta comprendí a Choi Dong-Hoon chapurreando catalán. Presentaba The Thieves, un exitazo en Corea que han comparado con Ocean´s eleven. Yo creo que es mucho mas divertida: humor, amor, originalísimas persecuciones, glamour, bellezones... Lo que yo llamo "una peli". A pesar de que decidí tan tarde ir a Sitges que ya no tenía mucho para escoger, tuve suerte con las películas que elegí.
Aún me quedaba el domingo  pues, aunque ya estaba todo el pescado vendido (aquí el palmarés), había tres diferentes maratones en las salas. Pero yo tenía una cita en Barcelona con una tal Escudella de la que también podría contarte maravillas. Los muertos al hoyo y el vivo al bollo.

12 comentarios:

Ronronia Adramelek dijo...

Me alegro mucho de que te lo hayas pasado tan bien. Da gusto echarle un ojo al iGoogle y encontrarse con una entrada con un título tan alegre como éste (aunque sea para encontrarse con una foto tan... asquerossssilla :))

Nan de Bil dijo...

Hola rey, qué bien que te lo pasas! Cómo estaba la Escudella? Sigue tan buena?
Un beso.

Melvin dijo...

Bueno, bueno, bueno... En definitiva un deleite para los sentidos. Bajo el agua, rodeado de vísceras y deglutiendo popcorn, Escudellas y otras especialidades... Y buen cine... Tomamos nota, querido. Besote.

Justo dijo...

Jajaj.. a la última, trendie total, con los zombies.

(Mi madre está siguiendo una serie de zombies en versión original con subtítulos, ¿qué te parece?).

Espero que te dieras un chapuzoncillo en esas playas tan descocadas de Sitges.

deWitt dijo...

Jaaaa! Cómo ser Nomi Watts y no morir en el intento!

Alforte dijo...

¡Qué bien cuando se elige bien!
¡qué bien cuando se disfruta de buenas películas en el cine!
¡y de intensas escapadas!
¡y cuando se sobrevive a una riada humana!
¡Viva Miss Watts y Mister Uno!
bsote

Uno dijo...

RONRONIA, los títulos son muy importantes. A mi me pueden. Gracias

NAN, ya veo que tu también la conoces. Está buenísima.

MELVIN, practicamente una orgía romana con sacrificios, manjares y espectáculo. Sexo y pop corn no tuve.

JUSTO, no me extraña que hayas salido tan curioso con una señora madre enganchada al zombie en vez de ver Amar en tiempos revueltos.
Había gente en la playa, ya lo creo, e incluso quien nadaba como si tal cosa. Supongo que serían lapones o algo así. A mi, el agua, a punto de hervir.

DEWITT, tu rieté pero, mojados, Naomi y yo podemos llegar a tener un aire.

ALFORTE,¡Viva tu! La suerte me acompañó y esa catadita de Festival que llegué a probar me supo riquísima.

ABRAZOS PARA TODOS

calamarin dijo...

Te prefiero como critico de cine, antes que la rancia y amargada de Carlos Boyero...

Justo dijo...

Amar en tiempos revueltos también la ve, jaja..

senses and nonsenses dijo...

viste Holy Motors? tengo muchas muchas ganas.
Los amantes del Pont-Neuf es una de mis películas favoritas. me provocó muchas cosas... fea y bella al mismo tiempo, brutal (nunca olvidaré las escenas en el manicomio de París) y tremendamente romántica...

Javier Arnott Álvarez dijo...

Sitges visceral o pura víscera, en las últimas ediciones ya no tanto.

Uno dijo...

CALAMARIN, mas mono que Boyero si que soy.

JUSTO, menos mal, que ya me estaba preocupando.

SENSES, fué un viaje improvisado y vi lo que pude. No sabía que era del mismo director de Los amantes del Pont Neuf. No eres el primero que me la pone por las nubes.

JAVIER, soy muy escrupuloso con la visceralidad esa de la que hablas y selecciono. Prefiero el lado fantástico.


ABRAZOS PARA TODOS