13 de junio de 2014

Pasión en el andamio


Instinto básico
El homínido tiene una tendencia innata a meterse donde no le llaman. Y no lo digo por mi.

17 comentarios:

carlos dijo...

Magnifica imagen de un titánico esfuerzo para mantener el equilibrio, quién sabe si mental o físico. Un abrazo.

Moisés dijo...

La tira que le tapa los ojos le da más dramatismo a la imagen. Qué dura es la vida en el andamio.

Un abrazo.

Moisés dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Belén Be dijo...

jajajaj

Víctor L. Briones Antón dijo...

Indecente, provocador, levantaliebres!

Me sacaste la sonrisa, cosa que se agradece.

calamarin dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Calamarin dijo...

Que peligro eso del amor en el trabajo... Ya lo dice el refrán. "Donde tengas la olla no metas la po..."

David Hornero dijo...

Un caso claro de amor al trabajo ;))

Uno dijo...

CARLOS, gracias. Para no caerse, nada como agarrarse bien.

MOISÉS,tienes razón en lo de la tira. No era mi intención pero me gusta el resultado.

BELÉN, qué bien que te haya hecho gracia.

VICTOR, cuánto me alegra haberte levantado la liebre.

CALAMARIN, sabio refrán que he intentado seguir al pié de la letra pero es que hay temporadas en que uno no se baja nunca del andamio.

DAVID, ¿Por qué lo llamas amor cuando quieres decir sexo?


ABRAZOS PARA TODOS

Marilia dijo...

Me recuerda a aquel "inocente" yo te enseño a jugar al billar...

Siempre cazando el momento justo.

Un abrazo

U-topia dijo...

Esa mirada, UNA mirada siempre atenta a captar la imagen precisa y con retranca.

Abrazo!!

laesti dijo...

Esos dos van muy motivados al trabajo.

¡Queremos saber más! ¿Qué pasó luego?, ¿hicieron los dos como que nada había pasado?, ¿se fumaron el cigarrillo de después?

loquemeahorro dijo...

Así anda la siniestralidad laboral ¿siniestrabilidad? Bueno... ¡que sus vais a mataaar!

Melvin dijo...

Pues si es todo fraternalidad... Mīralos qué bonicos cómo se ayudan... A mi me ha despertado ternura... Y si hay cebolleta... Sólo lo saben ellos y tal vez el apasionado observador....jejeje... Besotes.

deWitt dijo...

Ays! Claro ejemplo de como es la mirada la que da un significado a las imágenes aunque, en este caso, es difícil no dárselo.

Abrazo

deWitt dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Uno dijo...

MARILIA, de inocente nada que a menudo se acababa jugando al teto.

U-TOPÍA,gracias. Uno ve lo que ve, qué va a hacer uno. Bueno, también puedo mirar pa´Cuenca.

LAESTI, cigarrillo quizá pero ni un beso.

LOQUE, eso digo yo...Por lo menos podían haberse puesto protección en la cabeza. Casco, quiero decir.

MELVIN, cebolletas tiernas si, cómo tira la huerta...

DE WIT, no era yo el único mirón que había un tercero en el andamio. Pero esa es la versión para el mercado extranjero.

ABRAZOS PARA TODOS